Visita a las bodegas La Rioja Alta S.A. y Marques de Riscal

Hace unos días decidimos darnos una escapada por tierras Riojanas y disfrutar de esta maravilla de tierra, su vino y su gastronomía. La primera parada fue la bodega La Rioja Alta S.A. situada en Haro junto a otras celebres bodegas de esta DO como son Muga. Al llegar fuimos a canjear nuestro catalogo de ‘’La Vida es Bella’’ y allí mismo nuestra guía nos dio la bienvenida y nos obsequio con una botella de vino de la bodega. A los pocos minutos comenzamos nuestra visita junto al resto del grupo. La primera parada fue la Toneleria, una zona única de esta bodega donde un maestro tonelero repara y fabrica nuevas barricas para la bodega, una labor artesanal muy delicada y de la cual esta muy orgullosa la bodega.
La sala contigua es una sala de cubas en la que se acumulan cientos de barricas de madera, en esta misma sala se muestra a los visitantes como se obtenía la luz hace años en Haro y en el interior de las bodegas.


Nuestra guia nos explico como se había iniciado la industria del vino en Haro y todo el movimiento económico que genero en los alrededores.
Una de las zonas estrella de la bodega y de las mas bonitas para mi es la zona de fermentación, esta zona es donde antiguamente se realizaba el proceso de fermentación del vino, hoy en día no se encuentra en uso pero aun conserva un olor característico que se puede apreciar cuando abres una de sus botellas. Aquí nos explicaron como era el proceso de recogida manual de la uva y su posterior tratamiento. Destacar la pasión de nuestra guía que nos transmitió perfectamente como se realizaba este trabajo tan laboroso y porque su vino se ha convertido en uno de los mas preciados por los amantes de los caldos.

IMG_1385
Pasado esto pudimos ver una colección de las botellas de la bodega justo antes de bajar a la zona donde se almacenan y conservan las botellas. La zona en la que almacenan las botellas es para mi una de las mas impresionantes y curiosas debido a la acumulación de botellas que había en ese espacio y la forma que tenían de colocar las botellas.


Para finalizar la visita pudimos disfrutar de una cata comentada de 3 vinos. Destacar y dar de nuevo las gracias a la guía ya que si no fuese por ella esta visita no hubiera sido así de entretenida y enriquecedora, nos enseño los principios básicos de una cata y como disfrutar de un buen vino. Ademas nos dio consejos muy útiles y que creo que todos los presentes nos llevamos bien apuntados.


Recomiendo la visita a la bodega La Rioja Alta SA a todo e mundo y a disfrutar de sus vinos e instalaciones en una mañana muy interesante y didáctica.
La siguiente parada fue en la provincia de Alava en la famosa bodega Marques de Riscal aquí aprovechamos para admirar su hotel de 5* diseñado por Frank Gehry y tomar un cafe en la vinoteca del hotel.

IMG_1412.jpg